"Promoviendo la Participación Ciudadana"

sd-05

InicioLO MÁS RELEVANTE

No Tatiana, el Peje no se parece a tu papá

amlo-tatiana

Columna Geopolítica del 17 de enero del 2018
Jorge Miguel Ramírez Pérez

Caer en la peor manipulación es el destino de la desubicación y la codicia del poder combinados. No es ajeno a los políticos con ansias trepadoras. Porque a pesar de que se saben manipulados, aguantan; por el amor desmedido que le tienen al protagonismo.

Así les hacía ese sujeto, Fidel Herrera, mandaba citar a sus enemigos políticos adelantándoles mediante los intermediarios, que buscaba una negociación o plantear una propuesta; y cuando estaban cerca de el torcido gobernador, salía un fotógrafo y les tomaba una fotografía sonrientes. Luego le hacían esperar nuevamente "para hablar con el jefe", que no ya se presentaba. Al día siguiente salía en un diario de circulación importante, la fotografía y con esto, la lucha del adversario quedaba descalificada.

Se auto flagelaban gratis.

Eso le pasó a Tatiana, la mujer de lucha que con una mala intervención, lo que pudo haber construido en torno a su reputación, como hija de un verdadero luchador social, por la democracia y las libertades políticas de México, su padre, el Maquío; se cayó por los suelos. Es más ella lo tiró. Porque o se mareó pensando futurismo, o fue inducida a agradecer sin recato, el cargo, que no existe, ni existirá de coordinador de campaña. Porque Obrador es él, todo su rollo, él es el orador, el comediante, el presentador, el que da instrucciones, el que dice a donde ir; y el que dicta todo lo concerniente a su campaña.

A Tatiana la designó, el sucio Obrador, para robarle al Maquío su prestigio. Para empequeñecer su nombre.

No como ella debe creer, que sus habilidades negociadoras, reflexivas y de gran experiencia fueron las determinantes. La quiere Obrador para mencionarla en los templetes, de que la hija del único baluarte de la política, del apóstol de la democracia plena, es una subalterna de él.

Tatiana poco sabe de política real, fuera de algunos círculos, ella nada más es la hija de Maquío y punto.

En términos ideológicos yo no sabía y creo que nadie sabe, que ella fuera un entusiasta del control del estado de la economía. Que todo fuera un mundo de burócratas, sin estudios de tales, que controlarían toda actividad haciéndola improductiva.

No entiendo como pudo decir que el tabasqueño se parecería a Clouthier, si el discurso del líder real de los ciudadanos libres, era en contra de las burocracias acaparadoras y engolfadas, en un poder de negaciones al avance del mexicano.

No oyó ningún discurso de su padre. Es diametral lo que Maquío pensaba con las puntadas populacheras de un merolico, como Obrador, sin ideas, sin definiciones, con pensamientos tartamudos, porque no los tiene en el archivo mental y se pone a ver que le sale, que vacilada de peón, que quiere ser jefe para nada, sino para decir que es jefe.

En nada se parecen y si se le hace parecido, hay problema; porque el impacto de la muerte de Maquío, y de las agresiones que le hicieron del poder, también hicieron mella en sus estabilidades, al punto del olvido de ese gigante, que confunde con un enano.

  Escribir comentario (0 Comentarios)

Sale José Antonio Meade de Hacienda, se registra como precandidato del PRI

meade-2018Este lunes 27 de noviembre se conoció la noticia de la salida de José Antonio Meade Kouribeña de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, al tiempo que hizo pública su intención de registrarse como precandidato del PRI a la presidencia de la república. En este marco, destacamos el editorial de Jorge Miguel Ramírez Pérez, quién considera esto una manera más de los priistas de dar atole con el dedo a la sociedad.

"Los técnicos que no son, contra los rudos que tampoco son"

Por Jorge Miguel Ramírez Pérez

Aún en el tercer lugar el PRI está en el umbral de bajar más. No importa lo que digan las encuestas a modo. Un partido que ha perdido importantes elecciones locales y que no se ha podido reconstruir porque sigue con lo mismo y los mismos.

Lo del Estado de México y Coahuila fueron resultados malolientes -que pesan, pero que son espectros aislados; en medio de las notas de una corrupción sin precedentes, que sigue saliendo en los medios, evidenciando a los exfuncionarios que antes fueron ponderados como ejemplares, por el mismo líder de facto, de ese partido. El propio Peña.

Esas realidades son el marco objetivo que han intentado superar con la subjetividad de una estrategia, que busca acaparar con viejos temas como el del dedazo, el interés de la opinión pública. Tal parece que algún consultor, les cobró por decirles que la salida de la adversidad electoral futura, es reeditar los rituales del pasado.

Hoy se quiere vestir con jugarretas infantiles dizque misteriosas, las decisiones tomadas. Quieren decirle a la gente que nada ha cambiado, que el abuso del poder como es el designar de manera autoritaria un sucesor, sigue campante. No solo eso, sino lo que era negado oficialmente en el pasado, el dedazo, es hoy un descaro antidemocrático del que se ufanan. Esa es la pobreza de oferta política. Se centran en vender la corrupción autoritaria, como forma admirable que imaginan se aplica a los electores mexicanos, a quienes nos suponen irracionales nostálgicos.

Eso nos lleva a precisarles no solo el origen de ese partido, como solución del señor Morrow, el embajador entonces; al que le exigían los diversos grupos que se beneficiaron con el asesinato de Obregón, su reconocimiento del monopolio de la interlocución y como consecuencia el beneficio de autenticarlos diplomáticamente.

Tal vez sea eso lo que vio de parecido Videgaray, cuando comparó a Meade con Calles, en el centro de esa antigua maniobra, a menos que haya sido su ascendencia sirio libanesa, acaso un espiritismo muy oculto o porque va a defenestrar a Peña, como lo hizo Calles.

Más allá de su surgimiento el PRI y sus gobiernos, en sus diversas etapas jugó un papel importante. Era la parte confiable de la cadena de mando en Latinoamérica. Con lo de Cuba siguió siendo útil mediante maniobras más complejas que la de hacerse desentendido como el golpe de Castillo Armas a Arbenz, en Guatemala, y los sucesivos militarazos, los de la Dominicana y todos los demás en el hemisferio; porque nunca fueron cuestionadas en serio las dictaduras, con excepción del caso chileno. La intervención del asunto nicaragüense, le quitó confiabilidad; pero se mantuvo el esquema durante la guerra fría. La franquicia desconsideraba cualquier intento democrático.

La caída del muro de Berlín cambió todo el paradigma de la fórmula bipolar y se reajustaron las partes del sistema mundial; a México le tocó ser democrático, contra muchas opiniones de los intereses prevalecientes, pero se inició el cambio, que como todo lo histórico tiene estructuralmente efectos irreversibles.

Y si regresó el PRI fue para lograr el segundo arreglo, el primero fue en el sexenio de Salinas; y una vez, impulsadas las reformas estructurales a nivel constitucional; el trabajo del PRI ya no tiene razón de ser, porque no le entienden a la realidad política. Insisten en algo que es tanto como imponer que la gente consuma únicamente alimentos con caducidad muy rebasada. Productos que apestan.

En pocas palabras se hacen bolas con la política porque tuvieron cinco años para intentar una reconversión del PRI a la democracia y no hicieron absolutamente nada para lograrlo. Las pruebas son muchas, sobresalen: la absurda protección a las operaciones corruptas evidentes, la pobreza ideológica plena de contradicciones; la insolvencia de sus organizaciones internas, el corporativismo en pleno desgaste, su centralismo excesivo, la ineficacia en la seguridad y su aldeanismo, por mencionar algunas.

En esa desesperación por la carencia de mecanismos innovadores, las cúpulas de hoy, dieron un regreso más e intentaron revivir y divulgar el esquema de técnicos contra rudos, suponiendo que los primeros son los que saben y los segundos, los que operan. Una tontera que se manejaba con López Portillo. A falta de una competencia real, se hacía una división aparente de los burócratas que no tenían carrera partidista y los que eran o de la policía política y o la vez congresistas repetidores.

Esa hasta ahora inexistente división de fondo, ha sido superficial entre los partidarios de los de Hacienda y los de Gobernación, porque son del mismo palo, dijeran los apostadores. La han dejado persistir como agrupaciones artificiales, porque en ambos casos estamos hablando de operadores ineficientes por un lado e ineficaces por el otro.

Los financieros por así decirlo son expertos en endeudamientos, no en generar crecimiento económico, sus nexos con los banqueros y con los paraísos fiscales son sus mejores cartas de presentación; los otros, en ponerse de acuerdo con los hampones sindicales, los gobernadores y con uno que otro de los del crimen organizado, pero juntos no pueden por sus entreveramientos bajarle a la violencia. Ese es el PRI operativamente hablando, porque mapaches, son todos, encabezando la lista con los consejeros del INE.

Quiero anotar que después de los acuerdos de los años setenta, después de la revolución mundial de 1968, como la explica Wallerstein; los financieros han ganado de todas: todas. Los de Gobernación le hacen de paleros. Analice: Moya perdió con el de Hacienda, que era López Portillo; Ojeda, del Trabajo con de la Madrid; de la secretaría del gasto, de nombre Programación y Presupuesto que fue la oficina con la que Salinas llevó al baile a Bartlett de Gobernación; Zedillo a Colosio, del que no quedó ni rastro válido; Fox a Labastida que era de Gobernación; Calderón a Creel que estaba en Bucareli y Peña, que era un gobernador surgido de la secretaría de finanzas estatal, se llevó la silla.

Pero ahora con el PRI debilitado puede debilitarse más. Porque la nominación de Meade en términos de política ficción es un logro de los reptilianos que dejan hablando solos a los dinosaurios. Desconectados, el pobre Narro, ni enterado está y lo mismo debe decirse del exgobernador de Hidalgo, que mandó una carta final, bajo la firma de la señora Ivone Ortega, ratificando lealtades... ¿será?

  Escribir comentario (0 Comentarios)

¿Sirven las auditorías?

AUDITORÍA-INTERNA

Por Jorge Miguel Ramírez Pérez

Como que hartan a los ciudadanos los funcionarios que cobran en los organismos fiscalizadores, es decir los que practican las auditorías y las evaluaciones sobre lo gastado por las dependencias centrales, estatales, paraestatales y municipales, porque manejan grandes cifras de desviaciones, faltantes, sobreprecios, incumplimientos y claros hechos delictivos sin que suceda nada.

No hay un espacio de los aparatos de gobierno que esas contralorías no cubran, están como la humedad, por todos lados, dragoneando que llevarán a la cárcel a los funcionarios. A muchos tratan como delincuentes, sin saber una palabra de ellos o haber revisado todavía un documento. Pero invariablemente después de dar a conocer a los medios de comunicación los resultados, el paso que sigue, se vuelve una pelotita de la que hay que deshacerse. Lo que había impactado se empieza a diluir.

Desde Fox hasta la fecha lo que hacen los organismos que practican las auditorías no tiene resultados. Se corre la versión en el bajo mundo de los funcionarios corruptos que es mejor pedir perdón que permiso; y que hay que aguantar la presión y repartir dinero, hasta que se vea que si pueden llegar a torcerlos. La fama de los auditores es la de corruptores de los corruptos. Entre ellos con sorna dicen: "ladrón que roba a ladrón tiene cien años de perdón". El cinismo de ambos lados es proverbial.

De hecho los jefes de los auditores se manejan como impolutos, pero son extremadamente corruptos y despiadados. Sus huestes de chantajistas subordinados les temen en sobremanera. Así que cada semana que se anuncia un descubrimiento que afecta el dinero aportado al fisco de parte de los contribuyentes, es un avance para saber que están a punto de cobrar por fuera, en sus bolsillos, con el funcionario sinvergüenza, una fuerte cantidad para no empeorarle el panorama.

Por eso el anuncio de esta semana de los sobre pagos de PEMEX por más de mil millones de pesos a Odebrecht, la empresa brasileña que tiene una red de corruptos entre sus contactos, de los gobiernos de México y otras naciones, sonaría a un capítulo más de los desalientos con los que se castiga a una ciudadanía dejada y apática, que le va y le viene con lo que hagan con sus dinero.

Pero en esta ocasión tal parece que el líder de los diputados federales panistas, Marko Cortés está dispuesto a que se llegue al fondo de este asunto y se conozca todo el tinglado que hace posible birlarle a los mexicanos esas cantidades, como quien le quita la paleta a un niño indefenso. Porque para sobre escalar un contrato hay muchas complicidades y si son demasiadas, todo indica que fueron órdenes muy superiores que no podían soslayar.

Porque cualquiera que ha manejado el dinero ya presupuestado, en disponibilidad y suministrado, sabe perfectamente que no hay modificaciones que no tengan una solventación muy precisa, técnica, financiera, administrativa y políticamente documentada.

Es decir, no se necesita ser egresado del ITAM para obedecer la ley, que es exhaustiva y que no tiene vuelta de hoja. Y así como presentan el asunto de Odebrecht están en la jugada, las áreas jurídicas, financieras, administrativas, de construcción, de petroquímica y muchas más de PEMEX y de la Secretaría de Energía, las Contralorías por supuesto, la Dirección General de la paraestatal, no solo la que era cuando se fraguó el quebranto, sino incluso la de hoy, que no denunció y no puede llamarse sorprendida.

Más de dos docenas de altos funcionarios que ganan más de cien mil pesos mensuales cada uno se deberían ir a la cárcel y devolver lo que permitieron "por órdenes superiores" atracar. Porque eso no se lo comieron varios, sino el jefe de todos ellos, porque es la única manera de escalar esa lanota de un golpe, los otros lo hacen pero pian-pianito, por eso tienen departamentos en Miami y no en Paris.

Ahora vamos a ver con que cuento salen. Y como en las auditorías a los estados, las de las empresas fantasmas y las desviaciones descaradas de dinero, seguro no van a avanzar, porque la orden debe ser que los manden muy lejos; para que les de tiempo paralelamente para irse subastando, y así poder llegarles al precio a los contadorcitos inútiles, que no son sino los intermediarios para que los asuntos se sepulten y se vayan al archivo muerto, donde es el cementerio de los reclamos del dinero de los contribuyentes.

  Escribir comentario (0 Comentarios)

Las huellas de la duda: el caso de Santiago Nieto

Fepade

Por Jorge Miguel Ramírez Pérez

Una historia lógica: un magistrado electoral Santiago Nieto de la circunscripción de Toluca, léase bien, una circunscripción afamada por inclinarse al servicio del grupo de atlacomulcos y toluquitas, es nombrado en la FEPADE, (la Fiscalía Para la Atención de Delitos Electorales): Santiago Nieto.

Y no es un secreto para nadie del medio, que un nombramiento de ese cargo es para una persona, que no solo cumple con los requisitos técnicos, sino también satisface el requisito sine qua non, (sin el cuál) no sería designado: ser de ultra confianza del grupo que manda. Porque un cargo estratégico en lo electoral, no es para ajenos.

Quién manejó la selección para reducir a los aspirantes en aquél momento y que pudiera salir el nombre de Santiago Nieto para llegar a ser cabeza de la FEPADE, fue el senador calderonista Roberto Gil Zuarth; hoy este político, junto con otros senadores del mismo grupo, Cordero y Lozano que los impulsó el PAN, están dispuestos, en abierto, a coincidir con los priístas, parece que ya lo hacían desde antes.

Por su parte, el que dirigió en el 2015 el tinglado para designar a Santiago Nieto, fue el experimentado Emilio Gamboa, el mismo que sigue siendo el líder en el Senado; el fue el que sacó la negociación, logrando por unanimidad, algo insólito para un personaje poco conocido fuera del estado de México: 95 votos a favor y ninguno en contra.

¡Échese ese trompo a la uña!

Ahora. Después de la abrupta destitución que le hace al Fiscal Nieto, el encargado interino de la Procuraduría, Alberto Elías, que muchos señalan incumple con los requisitos para el cargo, quedan muchos cabos sueltos, que no encajan en un entramado, que todo indica esconde maniobras ocultas e inconfesables.

Entre ellas la gravedad que reviste, el hecho de que la supuesta indiscreción del Fiscal Nieto, en el proceso que se le sigue a Lozoya, invalide la investigación en curso y le permita una salida al presunto delincuente; porque como se sabe, es el eslabón para que salga involucrado el mismo Enrique Peña en el asunto del dinero para su campaña, de parte de la brasileña Odebrecht. Un error de procedimiento sería algo muy sospechoso e imperdonable. Ya lo han señalado analistas. Lozoya la puede librar penalmente y detener el curso que llega al presidente indefectiblemente.

Porque aunque muchos lo omiten, Santiago Nieto llegó a la FEPADE cuando era procurador Jesús Murillo Karam, un escudero de defensa extrema del presidente. Él fue el que introdujo a Nieto a su oficina y debió estar en los entretelones de su nombramiento. No solo eso, Santiago Nieto también es parte del grupo del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, una plataforma elitista para impulsar abogados en áreas electorales. El mismo Lorenzo Córdova presidente del INE es de ese origen; donde casi todos de los que han surcado esas filas, son de la facultad de Derecho de la UNAM, como: Carpizo, Diego Valadez y Jorge Madrazo, quienes tienen en común haber sido titulares de la PGR. Nieto entró en esa área, a pesar de no tener el perfil "normal" al ser egresado de la Universidad de Querétaro e impartir clases en la Universidad Panamericana, de donde el propio Peña Nieto es egresado.

Y causa extrañeza que sea sacrificada a estas alturas del proceso, una pieza clave, determinante en lo electoral, bajo el pretexto de señalar una indiscreción, cuando en los procesos a los exgobernadores priístas de Chihuahua y de Veracruz por delitos electorales cometidos, las filtraciones estuvieron a la orden del día; y sea en este preciso tema, del escándalo de Odebrecht, donde se haga todo el teatro, que solo trae como consecuencia que quede insustancial la evidencia de las sinvergüenzadas de la pasada elección presidencial. Porque sencillamente con los datos que se conocen; en cualquier país moderno, serían pruebas suficientes, no jurídicas porque éstas serían de orden consecuente, sino políticas y morales, para que renunciara un presidente. Menos aquí, donde están en la olla podrida, todos.

De tal suerte que fácilmente se puede decir que el tal Nieto, el ex de la FEPADE; en el diseño del poder, se volvió de la noche a la mañana en una pieza prescindible, que ya renunció el fin de semana a defenderse, a pesar de haber sido defendido por los opositores. ¡Exacto! Atinó mi estimado lector. Porque el asunto no es como se ha difundido un asunto de legalidad, sino un operativo del poder. Nieto en su simulación, ya dobló las manos y le pidió al Senado que lo omita.

Porque todo indica, si la lógica existe, que como conocedor del tema Santiago Nieto, nunca de los nuncas se hubiera equivocado, y menos con pifias de primaria. Lo mismo puede decirse de la absurda carta de Lozoya, súper tonta que no tiene otra sustancia, que ser el artefacto para justificar el supuesto error. Un veneno para intoxicar analistas y comentaristas que se desgarran las vestiduras, por un tipo "arreglado" que se ve claramente está haciendo circo con manufactura mexiquense.

Así que no hay errores involuntarios, son sacrificiales para alejar del peligro a la carta mayor. Es todo.

Por eso hay que irse despacio, porque al final, se ve el cuadro de falsedades: Lozoya interpone un recurso contra el procedimiento y sale librado de vincular a Peña. Mientras el Fiscal defenestrado, queda como un "héroe de la legalidad" cometiendo una ilegalidad a propósito, en una maniobra que apesta más que la Dinamarca de Hamlet.

Todos traen boleto escondido. Comenzando con Morena, que embarcó hasta a los del Frente. Y eso que no les cae el veinte del plan "B" que es el PRIMOR operando.

  Escribir comentario (0 Comentarios)

Página 7 de 367